Después de probar varios productos para el cabello ya deberías saber que no existen remedios milagrosos para tener un pelo sano. Lo que sí se puede hacer es mantener una rutina de cuidados para mantener el cabello siempre en buen estado.

¿Cuál es el secreto para tener un cabello perfecto?

Hay que saber que nuestro pelo se está exponiendo continuamente a muchos factores que lo dañan como son la contaminación, la radiación ultravioleta, las condiciones climatológicas extremas, el uso de herramientas de calor y de productos químicos, la sal del mar, el cloro de las piscinas y un largo etc…

14 trucos para tener el cabello que tanto anhelas

1.El champú: hay que elegir un buen champú para nuestro tipo de pelo y aplicarlo con pequeños masajes desde la raíz sin frotar el cabello hasta llegar a las puntas.

Además de vez en cuando podemos utilizar un champú profesional para evitar los compuestos con químicos agresivos para no dañarlo.

2. Uso del acondicionador: para desenredarlo es muy recomendable y aplicarlo de medios a puntas ya que si lo aplicamos a la raíz se engrasara.

3. Cepillar: mínimo hay que cepillarlo 2 veces al día para oxigenarlo y repartir el sebo producido de manera natural.

Es recomendable también antes de ir a la ducha para que no se formen nudos y penetre mejor el champú y empezar desde las puntas hacia arriba para no romper las fibras capilares.

4. Cortar: Aunque queramos mantener una melena larga debemos cortar las puntas 1 vez cada 2 meses para mantenerlo sano.

5. Protegerlo del sol: el sol hace que se debilite, se agriete y se reseque aique mejor aplicar productos con filtro solar.

6. Hidratar: el cabello necesita hidratación por dentro bebiendo mucha agua y por fuera con algún producto para que lo nutra adecuadamente.

7. Suavidad: debes intentar no frotar, quemar, no darle tirones y no ponerlo muy tirante.

8. Temperatura: no lavar el cabello con agua caliente ya que lo puede resecar y terminar con agua fría para que brille más.

9. Secar: mejor no irse a dormir con el cabello húmedo ni dejarse el cabello mojado durante mucho tiempo si tenemos mucha cantidad ya que se podría dañar la cutícula.

10. Nada de estrés: tanto el estrés como la ansiedad se reflejan en tu piel y en el cabello asique utilizar técnicas de relajación.

11. Masajear: con la yema de los dedos para el crecimiento del cabello y estimular el riego sanguíneo.

12. La dieta: una buena dieta equilibrada y rica en vitaminas y antioxidantes. Los suplementos de biotina y la vitamina B7 son muy recomendados para tu cabello.

13. El cepillo: cuando está mojado nuestro cabello está más débil por eso hay que usar un cepillo con púas anchas o especial para desenredos.

14. Nutrición extra: una vez al mes al menos debemos ponernos una mascarilla o un tratamiento de aceites esenciales para restaurar la cutícula.