En este artículo vamos a hablar de cómo evitar la caída del pelo sobretodo en verano.

Como todos sabemos el cloro, el sol, el viento, la sal del mar o el calor pueden afectar a nuestro cabello por eso en esta época necesita más cuidados y protección.

1. Proteger el cabello del sol

La exposición solar aporta en nuestro metabolismo y nuestro bienestar psicológico unos efectos muy positivos pero si nos pasamos puede suponer riesgos importantes para nuestro organismos.

Es recomendable proteger el cabello de esta exposición sobretodo si es de manera continua y en las horas donde más calor hace.

Si tenemos poco pelo debemos aplicar crema solar también en el cuero cabelludo para evitar quemarnos en esta zona tan delicada.

No se han observado relación entre exposición solar y la caída del cabello, pero sí hay una relación entre la exposición solar y los cambios en la coloración del cabello.

El sol afecta al color del cabello tanto si es es natural como teñido.

2. El cloro de las piscinas y el cabello

No es lo mismo permanecer en el agua durante horas o entrar y salir del agua. En esta última opción el efecto del cloro se retira con el agua de la ducha.

Y en el primer caso hay que tener en cuenta que el cloro puede modificar el color del cabello sobretodo en colores claros.

Se recomienda un gorro de natación y aclarar muy bien con agua y jabón neutro para eliminar todas las sustancias.

3.¿Se cae más en verano?

No, no se cae más en verano ya que el buen clima propicia el crecimiento del pelo. Se ha observado que el calor aumenta la actividad metabólica y por lo tanto favorece el crecimiento.

Por eso mismo la caída del cabello se reduce en los meses de calor independientemente del tipo del pelo si es fino, grueso etc…

4. ¿Hay que evitar utilizar el secador?

En invierno el secador se utiliza cuando hace frío para no salir con el pelo húmedo pero en verano no es necesario ya que se seca rápidamente y no crea molestia.

Pero si nos peinamos el cabello de manera continua, es mejor no acercar mucho el secador al cuero cabelludo para no quemarlo.

5. ¿Debo cortar el pelo después del verano?

La respuesta es muy sencilla, la función de cortarse el cabello es la de sanear y eliminar las puntas que es la parte que más estropeada está.

Cortandonos el pelo no hacemos que el pelo crezca más o más rápido, de hecho el rasurado en cualquier parte del cuerpo no interviene en el crecimiento.